Muchas personas no están conscientes de que el calzado no dura para siempre. Desde Calzados Club Verde te contaremos cuáles son las señales de que debes cambiar tus zapatos ya que si no lo haces a tiempo pueden generarte incomodidad y otras consecuencias a mediano y largo plazo.

Cómo alargar la vida de tus zapatos

Queremos darte algunos tips para que alargues la vida útil de tus zapatos y puedas disfrutarlos por más tiempo.

Evita su uso continuo

Todos tenemos un par de zapatos que podríamos usar todos los días y para casi cualquier ocasión. Pero llevarlos de forma continua es un error.

Ya sean zapatos de piel, deportivos o sandalias lo ideal es no colocártelos dos días seguidos. El calzado necesita respirar y descansar para retomar su posición original. De esta forma evitas que se deterioren rápidamente.

Cuando los utilizas varios días seguidos el material del interior del zapato absorbe el sudor de los pies. Además, se producen arrugas y toman una forma ensanchada.

Lo ideal es que los dejes descasar por lo menos 24 horas antes de volverlos a usar.

Usa un calzador

Utilizar un calzador para colocarte y quitarte los zapatos evita que estos sufran deformaciones en el talón a largo plazo. Este consejo aplica solo para los zapatos cerrados.

Colócales hormas

Al momento de guardar los zapatos o luego de utilizarlos te recomendamos que coloques hormas en el interior de estos. Este elemento además de evitar que se deformen absorben cualquier tipo de humedad y evitan el desarrollo de mal olor.

Elige los productos de limpieza adecuados

Dependiendo del tipo de zapatos, su color y el material del que este hecho debes emplear productos y métodos de limpieza distintos.

No utilices el mismo cepillo u otros materiales para el mantenimiento de todo tu calzado. Es importante limpiar tus zapatos con regularidad, pero no es correcto abusar del agua y el jabón.

Señales de que debes cambiar tus zapatos

Cambiar los zapatos en el momento adecuado es muy importante para mantener la salud de tus pies. El deterioro y desgaste de estos no solo se debe al tiempo sino también a otros factores de los que debes estar atento.

A continuación te contaremos cuáles son las señales que te indican que debes sustituir tu calzado:

Sientes dolores en las piernas o pies

Cuando realizas mucha actividad física o algún deporte y empiezas a presentar dolores en las articulaciones de las rodillas o en la cadera es momento de que consideres cambiar tus zapatos.

Los dolores se pueden producir porque los zapatos ya no te están brindando el soporte y la amortiguación necesaria.

No importa si son zapatillas deportivas como las Skecher 232044 NVGY Relaxed Fit o calzado profesional. En el momento en el que el confort de tus pies se vea afectado, cambia el calzado.

También es común que sientas incomodidad en la parte inferior de las piernas o incluso en la planta del pie.

Suela desgastada

Debes revisar la suela de tu zapato cada cierto tiempo para analizar si los protectores están muy desgastados.

Los protectores son pequeños diseños y hendiduras que se encuentran en la parte inferior de tus zapatos aumentan el agarre del calzado a las superficies. Si notas que se ha borrado y la suela está totalmente lisa la posibilidad de resbalarte y lesionarte aumentan, por lo que es recomendable que cambies los zapatos.

Los tienes desde hace mucho tiempo

El tipo de calzado que utilizas influye en tu salud, pero también el estado en el que se encuentra este.

El tiempo de vida útil de una zapatilla y otros tipos de calzado es bastante variable. Este depende de factores como la frecuencia de uso, el material, el mantenimiento que les das y otros.

Puedes tomar como referencia los siguientes datos sobre cuánto duran un par de zapatos:

  • Si te dedicas a realizar running o actividades similares debes cambiar tus zapatillas deportivas una vez que hayas corrido aproximadamente 1000 km. Esto puede variar dependiendo de tu peso.
  • Si por otro lado juegas baloncesto, tenis o algún tipo de danza se recomienda sustituir los zapatos cuando cumplan las 60 horas de uso. Al igual que en el caso anterior debes tomar en cuenta tu peso.
  • Con respecto a los zapatos formales estos tienen un promedio de vida de aproximadamente 5 años ya que no se usan con tanta frecuencia. Pero esto cambia si los usas para ir al trabajo. En este caso cuando notes deterioro debes cambiarlos. O por lo menos reemplázalos una vez al año.

desgaste de sueña

Desgaste asimétrico en la suela

La forma de caminar muchas veces hace que la suela se desgaste de forma asimétrica. Esto es muy frecuente especialmente en la zona de los talones.

Con los zapatos de tacón pasa algo muy similar solo que la pieza que se deforma y desgasta es la punta del tacón. Lo que hace bastante difícil mantener el equilibrio al caminar.

Si notas que tus zapatos no se mantienen rectos en una superficie plana, sino que tienen el talón desplazado es momento de que los sustituyas por otros.

Deterioro del talón y la punta

Con el uso y el pasar del tiempo estas partes de zapato son unas de las primeras en mostrar signos de deterioro. El talón y la punta van perdiendo su forma original e incluso pueden llegar a romperse parte del material de la zona.

Por lo general cuando usamos los mismos zapatos durante mucho tiempo estos terminan por deformarse. Toman una apariencia achatada, ya que los materiales se desgastan y pierden la resistencia y dureza que los hace mantener su forma.

Para comprobar el nivel de resistencia de los zapatos puedes tomar uno y girar cada extremo en dirección opuesta de forma simultánea. Si logras torcerlo con mucha facilidad el calzado ha perdido su resistencia original. Esto es un indicativo para cambiarlos.

Debes estar atento con las señales de que debes cambiar tus zapatos para evitar incomodidad y algunas otras consecuencias. Si estás buscando calzado a la moda, para toda ocasión y de excelente calidad puedes revisar la gran cantidad de modelos que tenemos en nuestra tienda.