En Calzados Club Verde entendemos la necesidad de comprar zapatos cómodos para los más pequeños, es por eso que hoy nos gustaría enseñarte algunos criterios importantes al elegir el calzado de tus niños. Vestir modelos confortables con diseños especiales se hace crucial tanto para el bienestar del infante como para el mejor desarrollo de sus pies, así que sigue leyendo y descubre qué es lo más importante, cuáles deben ser tus prioridades a la hora de adquirir este tipo de prendas para los chicos de la casa, ¡podrás tomar la mejor decisión!

8 criterios importantes para elegir el calzado de niños

A la hora de escoger el zapato de nuestros niños, muchas veces nos dejamos llevar por las apariencias, los precios más baratos o lo que nos diga un vendedor insistente. Sin embargo, este es un tema delicado ya que un mala selección podría causar caídas recurrentes, un inapropiado desarrollo y por supuesto malestar en el pequeño, que probablemente no lo sienta bien. Aquí te dejamos algunos aspectos comunes que las personas tienden a olvidar al comprar esta prenda:

  1. Unos pies en crecimiento se encuentran en pleno desarrollo. Debes escoger un modelo que permita la correcta evolución de cada uno de sus 26 huesos.
  2. Mientras más joven sea el pie, más rápido crece. Los cambios más notables ocurren en los primeros 3 años, por eso en este tiempo deberás cambiar la talla de los zapatos de tus niños cada 3 o 6 meses. Después de los 4 años, la media será de casa 8 a 12 meses, sin contar los "estirones" que pueden causar grandes cambios en muy poco tiempo.
  3. Los pies de los niños manejan más estrés que los de los adultos. Debido a sus altos niveles de actividad, y al alto impacto de la mayoría en comparación, el zapato debería tener una buena absorción, flexibilidad, suelas acolchonadas, y que sea preferiblemente durable ya que por la misma razón se deterioran más fácilmente.
  4. Los pies son la base de todo tu cuerpo. Aunque no lo creas, unos zapatos que no se ajusten correctamente pueden poner al niño en riesgo de sufrir daños o incluso deformidades más adelante en su vida. También pueden afectar su postura, caminar y hasta causar dolor de espalda.
  5. El soporte de arco debe ser diferente en niños que en adultos. Si ves el pie de un pequeño, este podría parecer torcido o pronador por el hecho de que el arco no se ha desarrollado completamente. Esto es normal, pero si se empieza a quejar o a presentar dolor, llévalo inmediatamente al médico.
  6. Los zapatos pueden causar un pie sudoroso. El pie de un niño transpira bastante, unas dos o tres veces más que el del adulto, lo cual inevitablemente afecta la duración del zapato por el constante humedecimiento de sus materiales. Pero además, puede ser preocupante el desarrollo de bacterias y hongos, por lo que se hace crucial elegir modelos frescos y cambiar las medias del niño dos veces al día si es necesario.
  7. El material hace la diferencia. El cuero y la lona son excelentes para los zapatos de niños, ya que son flexibles, durables, frescos y se estiran con el uso, tornándose a la vez más suaves. Esto es muy bueno para un cuidar sus pies que se mantienen siempre activos. Evita los plásticos y las telas sintéticas.
  8. ¿Muy grande o muy pequeño? La talla siempre importa. Los zapatos muy ajustados impiden el crecimiento adecuado, impiden la circulación, causan ampollas, uñas encarnadas y simplemente duelen. Los que son muy holgados pueden causar excoriación o ampollas en el talón, e impedirles tener un buen agarre al correr o escalar. Además, cuando existe mucho espacio de sobra al frente, esto probablemente cause peligrosos tropiezos.

Mejores modelos a escoger para los más pequeños

Aunque existen muchos riesgos al comprar un calzado para niños inadecuado, la buena noticia es que hoy en día existen muchas marcas especializadas que probablemente puedan adaptarse sin problema a sus delicados pies. Además, esta prenda viene en todo tipo de diseños, incluso cuando se trata de las tallas más diminutas. Veamos cuales son algunas de tus opciones a la hora de hacer estas compras:

Zapatos formales o escolares

Es de suma importancia que estos zapatos, generalmente tipo oxford, sean del mayor agrado para el niño. Si al pequeño le gusta cómo luce esta prenda, probablemente se sienta muy motivado a usarla, lo cual se hace crucial ya que probablemente sea un calzado para uso diario en el colegio. Vale mencionar que deben ser igualmente cómodos, adaptables al pie, y combinables, preferiblemente sin cordones.

Zapatos deportivos

Vale la pena invertir en un buen par de zapatos deportivos, ya que estos serán los "todo terreno" para sus paseos en el parque o sesiones de juego. Procura que sean fáciles de poner y quitar, de material durable y con goma en las punteras. Además, es preferible que su diseño sea de fácil lavado, ya que probablemente necesiten una limpieza muy a menudo. En general, este modelo debería ser fresco, cómodo y práctico.

Bailarinas

Esta es una opción cómoda, costeable y coqueta entre las niñas. Su calidad es directamente proporcional a su durabilidad y comodidad, por lo que valdrá la pena hacer una buena inversión. Es mucho más preferible que cuenten con elástico en el tobillo para un mejor agarre, y calcen de forma ajustada al pie para evitar deslizamientos. Es mucho mejor cuando tienen una tira en la parte superior, estilo Mary Jane.

Mocasines

Los mocasines son perfectos para niños, ya que son fáciles de quitar y poner, y generalmente están confeccionados con un material cómodo, flexible, durable, natural y fresco como lo son diferentes acabados en cuero. Además, proveen una apariencia más formal o prolija sin mucho esfuerzo, ¡eso sí! Asegúrate de elegir un modelo con punta ancha.

¿Cuál de estos diseños prefieres comprarle a tus pequeños?, ¿has tenido algún problema con sus pies?, ¿cada cuánto sueles comprarle zapatos nuevos? Déjanos tus comentarios y si nuestros criterios importantes al elegir el calzado para niños te han sido de utilidad, no dudes en compartir.

criterios importantes calzado niños infografía

Fuente infografía